Huevos Motuleños

Huevos Motuleños

Suena (Heat Death Infinity Splitter de 65daysofstatic)

Si usted tiene el gusto de conocer a mis paisanos yucatecos, le prometo diversión, ya sea por lo que cuentan, por como hablamos, por lo que usted quiera. Pero sí le tengo que advertir algo. Nunca, por ningún motivo, ni por error, se atreva a llevar a un yucateco a degustar comida de nuestro estado.

¿La razón? 

Somos insoportables. Siempre le va a faltar algo, siempre va a requerir ingredientes que no tiene a la mano, o la manera en que está guisado no es la correcta, o no pusieron el orden correcto de las cosas en el plato, como sea, el que va a acabar con un sabor de boca amargo, será usted. Sí, la cochinita no lleva limón y lo que el resto del país prepara no me atrevería a llamarlo así porque es otro guiso completamente diferente. Delicioso, pero no es lo mismo. 

Y para nosotros ¿cuál es la única comida que vale?

La que hace nuestra familia, ya sea tu papá, tu mamá, la abuela o la que hace tu tía exclusivamente en Navidad  (¿estoy pensando en la pasta de mi tía Ana? Estoy pensando en la pasta de mi tía Ana). Por eso, nos lleven al lugar donde nos lleven,

“NO ES EL BUENO, ESTÁ MEJOR EN __________________.”

Hago este preámbulo porque el día de hoy les enseñaré la receta de los huevos motuleños, los cuales, son originarios de un pueblo llamado Motul.

Cuenta la leyenda que:

“Nacieron en una comida que tienen don Felipe Carrillo Puerto, gobernador de Yucatán en ese entonces con don José Vasconselos, Diego Rivera y otras grandes personalidades, estamos hablando de 1922, 1923. Carrillo Puerto era nato de aquí, de Motul”, aclaró Evelia Sánchez, cocinera maya de Motul.

El chef Jorge Siqueff, quien viajaba con ellos, al no contar con vajillas, decidió acomodar en un solo plato los alimentos que había previsto servir por separado: huevos fritos, frijoles, salsa de tomate y chícharos. Al preguntarle Carrillo Puerto por el nombre del platillo, dijo “Huevos Motuleños”

Fuente: https://www.cbsnews.com/

Y si le preguntan a cualquier yucateco, el mejor lugar para comerlos es ahí. Pero no se desanime, querido lector, que la lección que vengo a darles el día de hoy es la siguiente: Que les valga madre lo que nosotros creamos.

La ventaja de los huevos motuleños, es que se permiten ser versátiles a la hora de preparar, existe la versión clásica y de ahí usted puede ponerse ingenioso, permítase poner el ingrediente que sea pertinente, excepto un bolillo, ¿escuchaste chilango?

Así que vamos con la receta para dos personas, veamos que le cambié y permítase hacerlo también, se vale todo.

4 huevos
2 tortillas de maíz fritas
100 gr. de frijoles negros refritos
1 cucharada de aceite de oliva
1 taza de salsa de tomate
50 gr. de jamón en trozo picado
100 gr. de chícharos cocidos
50 gr. de queso amarillo o manchego cortado en cubos
50 gr. de queso blanco (sopero)
1 plátano macho frito en rodajas

Bien, esa es la receta “original” pero uno puede ponerse ingenioso a las cosas que usa, por ejemplo veamos que tengo en esta foto:

Para empezar, le puse un jamón menos gordo y en vez de manchego, usé gouda, chícharos de lata, también frijoles ya hechos, la salsa de tomate la usé para complementar porque hace poco había hecho salsa de tomate, pero le eché un boost de la de Del Fuerte para que no esté tan líquida. Pero yo recomiendo hacer la misma salsa que les recomendé en el capítulo de Vaporcitos.

También iba a utilizar un poco de chorizo pero al final se me arrugó el ojo de Thundera.

Si usted encontró las nalgas de gato en la foto, usted ya se clavó mucho en lo que hay en la imagen.

También  sentí que estaba muy gordo freir tortillas (aunque iban a ser de nopal como homenaje a la gran chef Anahí), pero decidí usar tostadas Milpa Real que la verdad son bastante resistentes (o podría ser tu marca de tortillas si TE ANUNCIAS AQUÍ).

– Recomiendo hacer primero los plátano machos, porque esos se tienen que freír y si los comen apenas salgan se van a quemar el hocico.

 

Fría los huevos de dos en dos cuidando que no se rompan las yemas, tienen que ser  estrellados, puede usted ponerle lo que quiera pero al menos respete los estrellados ¿no le gustan así? SE JODE Y SE LOS COME, PINCHE MELINDROSO.

– Cubra las tostadas con una capa de frijol y acomódelas en platos individuales poniendo como base un poco de frijol para que no se mueva la tostada.

Desde aquí estoy viendo la furia de mis paisanos porque puse dos tostadas y no en una en el plato.

– Coloque sobre cada tostada un par de huevos estrellados (o una en cada tostada, como yo lo hice, nadie le está contando las tostadas, tacaño).

– Báñelos con la salsa de tomate.

 

 

Yo ya les puse hasta un poco de queso para que se derrita.

– Agregue por encima el jamón, el queso  y los chícharos.

– Aproveche para meterle cualquier tontería que tenía planeado, pero si les preguntan, no vayan de soplones que yo les di permiso.

– Espolvoree el queso sopero y adorne con plátanos machos fritos.

Como pueden ver, no usé queso sopero porque no tenía, y si usted no ha notado en estas 3 entregas, soy pésimo en la presentación de mis platillos y mis fotos también no ayudan.

Y listo, huevos motuleños.

Haga su propia versión, usted ya conoce la base, usted ya vio que son sencillos, deje que el sabor los enganche.

Publicación Más Reciente
Publicación Más Antigua

COMENTARIOS

Wordpress: 16
  • comentario-avatar
    María María hace 7 meses

    Me parece que la primer rodajita de plátano tiene cara de Wookiee 🙂 Mañana mismo los preparo.

  • comentario-avatar
    Javier C. hace 8 meses

    jaaaj super si a todo lo que comentaste y cualquiera que conozca te dira que abriste una puerta que debió mantenerse cerrada por siempre, son deliciosos los huevos motuleños pero creo que el resto del pais no esta preparado para esta conversación.

  • comentario-avatar
    Samuel hace 9 meses

    Lo mejor en la cocina y en la vida es improvisar con lo que tenemos
    Y eso si, para todos nosotros (no solo los yucatecos) lo mejor es lo que hacemos, pero en ciertas xosas es mejor ignorar los comwntarios perfeccionistas y hacer nuestra versión

    Saludos

  • comentario-avatar
    Laura Gutiérrez hace 9 meses

    Me diste una idea de como hacerlos, claro que me gustan más como los presentan en los restaurantes de Veracruz, pero no sabía el orden de los ingredientes. Los haré, son deliciosos.

  • comentario-avatar
    Rosa María hace 9 meses

    Escribes muy hermoso mi querido Oswaldito 😘

  • comentario-avatar
    Tania hace 9 meses

    Hola. Me gustó mucho tu columna. Mientras leía lo hacía imitando tu voz y tus gestos 🙉 ¡Saludos!

  • comentario-avatar
    Cristina hace 9 meses

    Los haré. Saludos!!!

  • comentario-avatar
    Rogelio Hernández hace 9 meses

    Boxito, recetas con humor, eres un genio.

  • comentario-avatar
    Diana hace 9 meses

    Me leiste la mente con lo de las nalgas del gato, no sabes cómo me rei.

  • comentario-avatar
    Alma Madrid hace 9 meses

    Excelente idea…nunca se me habría ocurrido poner chícharos a unos huevos…en el norte somos más simples.

  • comentario-avatar
    Stephanie hace 9 meses

    Me encanta tu faceta oculta de chef.
    Pero mejor recomiendos música, peliculas o series.

    Gracias.

  • comentario-avatar
    Rachna Patricia Hernandez hace 9 meses

    Excelso Oz! Soy tu fan.

  • comentario-avatar
    Rolando F hace 9 meses

    La relación de los No-yucatecos con los huevos motuleños (al igual que con los papadzules, que también se preparan con huevo) después de probarlos es de dualidad: los amas o los odias para siempre!!. Anímense a probarlos, no por nada la gastronomía yucateca es reconocida mundialmente, ah y arriba el norte!! (de Yucatán)

  • comentario-avatar
    Julia hace 9 meses

    *sonando de fondo una rola de Eros “por ti me casareeeeeeee”*
    Quien lo viera, ya te puedes casar 😄😄😄
    Peeeeeero huevos con chícharos?
    Hell no!
    Atte una norteña!

  • comentario-avatar
    Liliana hace 9 meses

    Aunque no cocino ni un poco, me encanta leerte, besos querido Oz♥️

  • comentario-avatar
    Gilda C hace 9 meses

    Escribes bien bonito Oz. No sé me antojaron nadita los huevos pero seguro saben mejor de lo que se ven. Leerte pone de buenas.